Blog

10 RAZONES PARA ASISTIR A UNA FERIA DE BODAS

10 RAZONES PARA ASISTIR A UNA FERIA DE BODAS

1. Es muy divertido

Asistir a una feria puede parecer demasiado aburrido, pero no si vais con la actitud correcta. Id pensando en conseguir beneficios inesperados (como encontrar a la florista de sus sueños, saborear el mejor pastel de su vida, ganando un vídeo divertido para sorprender a tus invitados...)

2. Encontrad vuestros proveedores clave

Simplemente no hay otro lugar para conocer a tantos proveedores cara a cara, y muchas novias y novios contratareis a un proveedor no sólo porque su trabajo os parezca increíble, sino porque os causen una buena impresión: agradable, confiable y fácil de hablar, confidente...

3. Conseguid toneladas de inspiración

Incluso si ya pasáis cada hora de vigilia en Instagram, o navegáis en la red en busca de ideas, nada se compara con verlo todo en persona. Ésta es la gran ventaja de las ferias principalmente: hay tantos proveedores, que seguramente veréis una gran selección de todo tipo de cosas, desde papelería hasta viajes de novios. Veréis cosas en las que nunca habíais pensado antes. Tomad fotos de todo lo que os guste, tomad notas, tomad folletos... Ésta es una oportunidad absolutamente fantástica para todas las parejas que no saben qué tipo de boda quieren, ¡sólo venid y mirad!

4. Echad un vistazo a las tendencias

Los proveedores solemos traer una selección de artículos para complacer a todos, tanto a las parejas tradicionales como a las modernas. Con tantas pantallas en un solo lugar, será fácil ver lo que está de moda e interesante ahora y para el próximo año. Una buena idea es conversar con los proveedores sobre lo que piden otras parejas: recibiréis un montón de sugerencias que quizás no hayáis pensado para vosotros.

5. Conseguid fantásticos descuentos y regalos

Para un proveedor, asistir a una feria de bodas debe valer la pena: muchos prepararán una oferta especial para tal fin. Puede ser un precio reducido en sus servicios, o algo adicional con una reserva. No significa que tengáis que tomar una decisión allí mismo en la feria, es probable que se desee discutir cualquier reserva en privado, especialmente si hay un presupuesto ajustado. Obtened todos los detalles de cada servicio, y aseguraos de que el proveedor tenga vuestro nombre y la fecha de la boda. Garantizamos que habrá sorpresas demasiado buenas para dejarlas pasar.

6. Haced todas las preguntas que queráis.

Si vais a un evento grande o pequeño, es una buena idea hablar con tantos proveedores como sea posible. Si veis algo que os gusta, hacedlo: preguntad, preguntad, preguntad. Preguntad por ellos, preguntad por su experiencia, sus productos o servicios más vendidos, sugerencias, cualquier cosa. Recibiréis respuestas inmediatas, mucho más eficientes que enviar correos electrónicos o llamadas telefónicas que pueden no ser contestadas de inmediato.

7. Probad todos los pasteles.

Es todo parte de la diversión, pero también una parte muy importante. ¡La ciencia de los pasteles ha recorrido un largo camino desde los días del pastel de bodas de esponja y pastel de frutas! Enamoraos de sabores que ni siquiera sabíais que existían y el pastel será inolvidable. La mayoría de los fabricantes de pastelería y de las empresas de catering tendrán muestras gratuitas, así que disfrutad de una deliciosa aventura de sabor.

8. Descubrid lo que NO queréis.

Encontrar lo que os gusta es tan importante como encontrar lo que NO os gusta. Las fotos y vídeos reales que veis en internet no transmiten más que belleza, pero lo que se ve bien en una imagen puede parecer diferente cuando lo veis en la vida real. Por ejemplo, puede que tengáis el corazón puesto en invitaciones muy tradicionales..., luego veréis una muestra realmente inesperada en exhibición en la feria, y el estilo tradicional no será más que un recuerdo.

9. Practicad el chatear con los proveedores.

Hacer preguntas es importante pero eso no es todo. Esta es una oportunidad perfecta para acostumbrarse a pedir lo que se quiere y decir no a las cosas que no se quieren. Si sois del tipo de personas que les resulta difícil preguntar (tímidos, o que no quieren causar ninguna molestia), es posible que no estéis conscientes de que hay opciones aún mejores que no se muestran. Recordad, un proveedor es vuestro amigo. Así que conversad, encontrareis que os beneficiará mucho el tiempo de reserva.

10. ¡Oh los vestidos, los vestidos!

Por último, pero no menos importante, los desfiles de moda y las boutiques. Las modas son el sorteo más grande en cualquier feria, por eso la mayoría de ellas realizan un gran espectáculo de pasarela con música y coreografía. Incluso las ferias más pequeñas tienen desfiles de moda, y asistir a una es lo más destacado de la feria. Podéis ver un montón de vestidos (la cámara es realmente útil aquí, al igual que una tablet). Y poco más. ¡Cuéntanos qué tal cuando hayas ido a Ifepa!

05 | Nov | 2018